• Español
  • English
  • Euskara

La persona, lo primero.

Contigo hasta la meta.

AA

En Educación Infantil los niños tienen la necesidad de expresar sentimientos, emociones, ideas y deseos.

Una de las maneras que tienen para hacerlo es a través del dibujo, el cual constituye la forma de lenguaje espontáneo más agradable para ellos. El dibujo es el medio por el cual logran expresar, de forma no verbal, lo que les ocurre en el entorno físico y afectivo.

El deseo de expresarse comienza a desarrollarse en los niños a partir del año y medio y es, a esa edad, cuando hay que empezar a darles material adecuado para que puedan plasmar, de forma innata, con sus primeras rayas sobre el papel, toda su creatividad y emociones internas.

Por lo general, a los niños de Educación Infantil les gusta mucho pintar y dibujar, pero a medida que crecen, esta forma de expresión tan preciada, se va perdiendo por el camino y los niños dejan de hacerlo. Debemos intentar que no abandonen el placer de dibujar y por este motivo, se debe seguir potenciando mientras crecen.

Dibujar entretiene y puede hacerse en cualquier momento sin muchas herramientas especiales: lápiz, colores y papel. Cuando se dibuja se trabaja la grafomotricidad, la mejora del trazo, así como la coordinación motora y la percepción visual y, por supuesto, se desarrolla la imaginación y la creatividad, tan importante para nuestros niños.

Además, los niños, al plasmar en el dibujo aquello que no expresan en palabras, nos ayudan a los adultos a entenderles mejor, ya que si analizamos un poco sus dibujos podemos descubrir sus pensamientos y sentimientos, debido a que dibujan tal cual sienten y según cómo ven el mundo.